La Colegiata aprovecha el cierre para su desinfección.

La Colegiata aprovecha el cierre para su desinfección.

La labor se ejerce tras la petición de la Seo gandiense.

La tarde del jueves 26 de marzo, y enviados por el Ayuntamiento de Gandia, tras la petición de la Colegiata, dos operarios de una empresa local de desinfección realizaron su labor para garantizar la seguridad de los fieles y visitantes una vez ésta pueda reabrir al público.

Debido a la pandemia provocada por el COVID-19, los templos se obligaron a cerrar, pues según las recomendaciones de las autoridades deberían evitarse aglomeraciones de personas. El Arzobispado emitió una nota manifestando la prohibición de celebrar misas con pueblo, y la mejor solución, al no salir nadie de casa, era cerrar las puertas de los templos.

Así lo hizo la Colegiata de Gandia, la cual siguiendo las recomendaciones sanitarias, y las directrices del Arzobispado, los sacerdotes siguen celebrando sus misas, pero a puerta cerrada, ofreciendo sus intenciones por las necesidades del pueblo.

Aprovechando la coyuntura del cierre y con el fin de garantizar la salud de los fieles en un futuro, una vez reabierta al público, la Colegiata de Gandia solicitó al Ayuntamiento, la desinfección de la misma, a lo cual el Ayuntamiento, por tratarse de un edificio de pública concurrencia ha aceptado cortésmente a la desinfección.

El Cabildo Colegial, con su Abad al frente, agradece este gesto, y asegura que siguen elevando oraciones por todas las personas afectadas por esta situación, especialmente por los enfermos, fallecidos, o el personal sanitario, Caritas, Cruz Roja, y cuantos voluntarios están colaborando, así como los medios y cuerpos de seguridad del Estado. A la par que llaman a la responsabilidad, y al cumplimiento de las orientaciones y normas de las autoridades sanitarias.

Ir a Inicio
Haz tu Donativo
Archidiócesis de Valencia
Archidiócesis de Valencia

Página web de la Archidiócesis de Valencia